Consulta quiropráctico

Consulta quiropráctico

Los motivos por los que los pacientes deciden visitarme son variados, sus circunstancias también, al igual que sus expectativas y esperanzas.
Algunos clientes que me visitan por primera vez nunca antes han visitado otros especialistas o han realizado otros tratamientos. Otros clientes ya han visitado multitud de especialistas, escuchado todo tipo de opiniones sobre su problema y recibido multitud de tratamientos y sesiones sin resultados, que incluso les puede haber empeorado sus problemas.
Algunos clientes se presentan animados, motivados y esperanzados por haberme encontrado. Otros se presentan confundidos, decepcionados, desconfiados y desesperados debido a las experiencias pasadas con otros especialistas.
Sea cual sea tu situación, por mi parte, procuro entender por lo que puedas estar pasando. Por tu parte, antes de visitarme, deberías informarte y ser consciente del problema que tienes. Para ello, aclaro a continuación varios puntos importantes:
* Tal como he descrito en qué hace la quiropráctica, el problema que detecta y corrige el quiropráctico es el desequilibrio de la espalda. Otra cosa son las consecuencias de este desequilibrio: los síntomas o dolores que puede padecer el paciente.
* La mayoría de los clientes tienen la columna desequilibrada desde hace meses e incluso años, muchas veces sin saberlo porque puede que no hayan tenido síntomas ni dolores anteriormente. Estos problemas de larga duración, y por lo general, de progresión lenta, se denominan "problema crónicos" de salud.
* Aunque muchos pacientes responden bien y están satisfechos desde el inicio con mi tratamiento quiropráctico, otros tardarán más. Los "problemas crónicos" de salud no suelen solucionarse de forma permanente ni definitiva en varias sesiones.
* Para conseguir resultados realistas a problemas crónicos de salud, es necesario manejarlos tanto a corto como a largo plazo para que no empeoren con el tiempo (que es lo que suele pasar si no se cuidan, llegando incluso a agravarse), para que mejoren en la mayor medida de lo posible (dependiendo de factores como el estado de salud del cliente), y para mantenerlos estables y sin recaídas en el futuro, y prevenir de nuevos.
* Para estar satisfecho con mis servicios también deberás cooperar siguiendo las visitas programadas, evitando realizar actividades que puedan perjudicarte y poniéndote en contacto conmigo si tienes alguna recaída durante el tratamiento.
En definitiva, antes de acudir a mi consulta quiropráctica, sea cual sea tu estado de ánimo, incluso si has visitado a otros especialistas sin resultados, te recomiendo encarecidamente que te informes sobre mi trabajo a través de mi web, mi blog, mis vídeos, etc. Incluso puedes llamarme brevemente por teléfono para aclarar tus dudas principales conmigo, que soy quien te puede responder mejor sobre mi trabajo. De lo contrario, podrías no entender qué has venido a hacer y salir insatisfecho o sentirte incomprendido, algo que ni tú ni yo deseamos. Por mi parte, y estoy seguro que por la tuya también, los dos estamos interesados en que todo salga lo mejor posible en nuestra relación terapéutica.
 
Este artículo forma parte de una serie de artículos originales y protegidos por Joaquín Valdivia que se han redactado con el objetivo de informar públicamente a los pacientes nuevos y existentes de los servicios ofrecidos en la consulta quiropráctica de J. Valdivia en Girona. Cualquier duda queda a disposición personal entre J. Valdivia y el paciente. Cualquier uso de esta información fuera de este portal web y sin su permiso será denunciado.
 

Consulta quiropráctico


Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.  Puede obtener más información ‘aquí’